¿Cómo revertir la anemia en forma natural? (1era parte)

¿Qué es la anemia y cómo se origina?

La anemia es la disminución de la hemoglobina en sangre. La hemoglobina es un pigmento rojo que capta el oxígeno de los pulmones y lo lleva por todo el cuerpo y luego toma el dióxido de carbono y lo lleva a los pulmones para expulsarlo. Sería algo así como nuestra clorofila.

Las causas por las que podés padecer anemia son de lo más variadas. Puede ser por falta de hierro, de vitamina B12 (muy común entre los vegetarianos), falta de ácido fólico (B9) o falta de Vitamina C. También puede estar originada en la mala absorción de estos nutrientes, es decir, aunque los estemos ingiriendo nuestro organismo no es capaz de asimilarlos. Finalmente, un proceso natural como el embarazo puede estar causando la anemia, y a pesar de que la corriente general indica tomar hierro para revertir este estado, estudios más recientes indican que es natural y deseable que suceda, ya que la sangre debe perder algo de densidad para favorecer la formación de la placenta y el desarrollo del feto.

Siendo esta la primera entrega, hago un análisis de un estudio realizado en la India que relaciona la carencia de ácido ascórbico (componente principal de la Vitamina C) con la mala absorción del hierro.

Tratamiento de la anemia con Vitamina C (o ácido ascórbico)

El ácido ascórbico tiene varios factores que colaboran en la absorción del hierro. Entre ellos, colabora en la homeostasis, reduce el hierro férrico a su forma ferrosa y revierte el efecto inhibidor de los fitatos, oxalatos, fosfatos, etc., presentes en los cereales y legumbres.

En India hay un gran índice de anemia ferropénica (es decir, que no hay suficiente hierro en sangre). Siendo un país muy pobre y con mayoría de población vegetariana, al principio se pensó que no se estaba consumiendo la cantidad de hierro necesaria, pero estudios posteriores demostraron que la ingesta de hierro era suficiente. El cobre y las proteínas juegan un papel importante en la absorción del hierro, pero también se observó que estos niveles eran correctos.  No sucedió lo mismo con los niveles de ácido ascórbico, y se confirmó por cuestionario oral que la ingesta de frutas, sobre todo cítricos, en los sujetos de estudio era escasa o nula.

Teniendo esto presente, se realizó un estudio en el que se administró 1gr diario de ácido ascórbico a personas con deficiencia de hierro. Luego de 2 meses de suministrar 500 mgs de ácido ascórbico antes del almuerzo y de la cena, se observó que los niveles de hierro aumentaron considerablemente sin realizar otros cambios en la dieta. Los números fueron los siguientes: aumento de hierro en sangre 17%, aumento de hemoglobina 8%, aumento de ferritina 12%.

cítricos
Los cítricos, buena fuente de vitamina C

Personalmente, intentaría -salvo en caso de anemia galopante- una intensificación de las fuentes naturales de vitamina C, siendo el kiwi la más poderosa (1 kiwi nos da alrededor del 180% de la IDR), pero para ir variando podemos agregar naranjas, tomates, brócoli, arándanos, etc. ¿Por qué sugiero la forma natural de la vitamina C? Porque el ácido ascórbico que nos venden en la farmacia sería algo así como la cáscara de la vitamina C. Las vitaminas son un complejo de compuestos que tienen una sinergia determinada para producir sus efectos benéficos. El ácido ascórbico con sus funciones antioxidantes, puede ofrecer buenos resultados a corto plazo, pero a la larga, tengo mis dudas (bueno, yo tengo dudas, hay científicos que tienen certezas, algunos a favor y otros en contra). Hay en el mercado algunos suplementos importados que contienen ácido ascórbico junto con bioflavonoides, que vienen a completar el asunto y se parecen más a las vitaminas, pero la posta sería consumirlas de origen vegetal, ya que el ácido ascórbico es producido casi en su totalidad por una sola fábrica en EEUU a partir de maíz transgénico y ácidos volatilizados, y si bien su composición molecular es idéntica a la del ácido ascórbico contenido en una fruta (lo dice este estudio de la Universidad de Oregon), al carecer de todos los otros componentes y de la carga energética propia de haber estado en contacto con el sol, tengo mis dudas de que pueda ofrecer a largo plazo los mejores resultados.

Seguí leyendo la Segunda Parte

¿Necesitás empezar ya a hacer cambios en tu vida?

No dejes de leer mi propuesta: Tu Propio Camino.

Está pensado para acompañarte durante 6 semanas en tu proceso de dejar atrás todo lo que te hace mal, para desarrollar todo tu potencial a partir de nuevos hábitos y alimentación.

Quiero saber más

Si te gusta lo que estás leyendo, suscribite ahora a mi lista de correos.

Prometo no torturarte con publicidad, sino enviarte información útil, algunas reflexiones y de vez en cuando, recordarte mis servicios.